VOLVER A LA LISTA

 

 

 

CÓMO COMPRAR

 

 

 

WC recording studio

 

OTROS GENEROS

 

CAN-TO-BAR

 

 

envíos al interior

 y al exterior


 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

UN TROPEZON

 

 

 

 

SIN DEMO AÚN

 

¡Por favor, lárgueme agente!
No me haga pasar vergüenza.
Yo soy un hombre decente,
se lo puedo garantir.
He tenido un mal momento
al toparme a esa malvada,
mas no pienso hacerle nada,
¡Para qué! Ya se ha muerto para mí.

Un tropezón
cualquiera da en la vida,
y el corazón
aprende así a vivir.

D'entre su barro la saqué un día
y con amor la quise hasta mi altar.
Pero bien dicen que la cabra al monte tira
y una vez más razón tuvo el refrán.
Fui un gran otario para esos vivos,
pobres donjuanes de cabaret,
fui un gran otario porque la quise
como ellos nunca podrán querer.

Lléveme nomás agente,
es mejor que no me largue.
No quiera Dios que me amargue
recordando su traición.
Y olvidándome de todo
a mi corazón me entregue
y al volverla a ver me ciegue,
y ahí nomás...
¡Lléveme, será mejor!